Cybèle Varela nació en 1943 en Petrópolis, (Brasil) comenzó su carrera artística como autodidacta y a los 16 años recibió su primer premio, le fue otorgado nada más y nada menos que por Museo Nacional de Bellas Artes de Río de Janeiro.

Cursó estudios durante cinco años en el Museo de Arte Moderno (MAM) de Río y su educación se complementó con estudios de Historia del Arte en la École du Louvre en 1968 y en la École des Hautes Etudes-Sorbonne en 1971, ambas en París, gracias a dos becas otorgadas por el gobierno francés

Comenzó su carrera en Brasil en los años 60 con pinturas y objetos artísticos, más tarde incluyó la fotografía y el vídeo en su producción. En sus primeras obras desarrolló una apreciación crítica, a menudo irónica sobre la vida urbana muy influenciada por el Arte Pop estadounidense y que formó parte de un movimiento local llamado Tropicalismo. Al mismo tiempo, dirigió la Asociación Amigos del Arte en Petrópolis, que contó con numerosos eventos culturales, incluyendo llevó a cabo la puesta en escena de la ópera La Bohème y la colaboración con la gran bailarina clásica Beatriz Consuelo.

En la década de 1960, trabajó sobre temas urbanos destacando por sus grandes paneles pintados realizados con esmalte sintético sobre madera, como el que obtuvo el Gran Premio en el Salón de Arte Moderno de Río de 1969, también por los objetos pintados sobre madera, tales como su “Blackboard Sepulchral” presentado en la 9ª Bienal Internacional de São Paulo. Sus investigaciones despertaron el interés general y obtuvo el apoyo de críticos de arte destacado del momento

Cinco chicas paseando (1967)

Tras las becas concedidas por el gobierno francés, se mudó a París y comenzó a centrarse en la representación autorreflexiva de la naturaleza que se desarrolló sobre el paisaje con el estudio de la luz del sol como telón de fondo, mediante una serie de pinturas, fotografías y vídeos que tituló “Imágenes” y que actualmente forman parte de la colección del Centro Georges Pompidou. En 1975, participó en el programa 30 Créateurs d’Aujourd’hui, viajando por Francia, tras una dura selección de los mejores artistas del año. En esa investigación cuestionó la representación ambigua de la apariencia, se ajustó a la corriente narrativa de la figuración, y el resultado fue evaluado muy favorablemente por importantes críticos franceses.

Su trabajo evolucionó progresivamente y en 1978 cambió su residencia a Ginebra (Suiza). En esta etapa trabajó con la interposición de elementos fragmentarios, como la imagen de un árbol o nubes, en fotografía o video. En los años 90, desarrolló una serie de obras basadas en bancos públicos y jardines tropicales. Siguió vioajando por Europa y después de una estancia en Irlanda y Bretaña, comenzó a también en representar temas de la cultura celta y de elementos naturales.

A partir del 2000, su interés se desplazó hacia la autorrepresentación con una serie de pinturas, fotografías y videos, donde aparece con la cara pintada de rojo o con máscaras, a través de la cual cuestiona el discurso de la imagen de la artista.

Varela ha realizado numerosas exposiciones en galerías y museos de todo el mundo, en Europa, Estados Unidos y América del Sur, también en importantes festivales como la Bienal de São Paulo. Su trabajo es parte de varias colecciones privadas y públicas internacionales, como el Centro George Pompidou en París y el Museo de Arte Assis Chateaubriand (MASP) en São Paulo.

En los Jardines del Museo Imperial (1992)

Ihttp://www.cybelevarela.com/index.html